Crimepod Puerto Rico

¿Dónde Está Yexeira?

November 25, 2020 Armando Torres / Daniela Amadeo Season 1 Episode 27
Crimepod Puerto Rico
¿Dónde Está Yexeira?
Chapters
Crimepod Puerto Rico
¿Dónde Está Yexeira?
Nov 25, 2020 Season 1 Episode 27
Armando Torres / Daniela Amadeo

En el 2011 ocurrió uno de los casos más mediáticos e intrigantes en la historia de Puerto Rico. La desaparición de una joven bailarina tenía a todo el país a la expectativa. La policía de Puerto Rico señaló al novio de la joven como sospechoso prinicipal de su desaparición. Sin embargo, había un problema. El ministerio público con la ayuda de investigadores forenses tenía que probar un asesinato sin que se encontrara el cuerpo de la víctima.

Recuerda seguirnos en Facebook, Twitter e Instagram 

Visita crimepodpr.com para más detalles.

Música de fondo: Blood Money (David Fesliyan)

Support the show (https://www.patreon.com/crimepodpr)

Show Notes Transcript

En el 2011 ocurrió uno de los casos más mediáticos e intrigantes en la historia de Puerto Rico. La desaparición de una joven bailarina tenía a todo el país a la expectativa. La policía de Puerto Rico señaló al novio de la joven como sospechoso prinicipal de su desaparición. Sin embargo, había un problema. El ministerio público con la ayuda de investigadores forenses tenía que probar un asesinato sin que se encontrara el cuerpo de la víctima.

Recuerda seguirnos en Facebook, Twitter e Instagram 

Visita crimepodpr.com para más detalles.

Música de fondo: Blood Money (David Fesliyan)

Support the show (https://www.patreon.com/crimepodpr)

Saludos espero que se encuentren bien, lamentablemente la violencia de género ha sido un tema bastante recurrente en este podcast. Recientemente hemos visto como dentro de una pandemia mundial, como lo es el Covid-19, existe otra pandemia en nuestro país. Las víctimas en este caso son mujeres. Los feminicidios han incrementado alarmantemente en los últimos meses en Puerto Rico, sin embargo, esta pandemia lleva muchos años acabando con las vidas de mujeres puertorriqueñas de todas las edades. Los hechos que les voy a contar en el episodio de hoy ocurrieron hace 9 años y fue conocido en su momento como el caso de la bailarina. Hoy hablaremos del asesinato de Yexeira Torres Pacheco.

El 18 de octubre del 2011 Yexeira Torres Pacheco de 23 años de edad se quedó a dormir en el negocio de su madre y le dijo que quería estar sola, que necesitaba tiempo para pensar y que quería terminar su relación con su novio Roberto Quiñones. Al otro día Roberto la llamó llorando, le dijo que estaba en el hospital, que tenía un soplo en el corazón y que la necesitaba entonces Yexeira regresó con él el 20 de octubre. 

El 23 de octubre a eso de las 11 de la noche Doña Juanita Calderón, la abuela de Yexeira, recibió una llamada muy extraña en su casa, cuando contestó el teléfono, escuchó a una mujer que decía: 

“Ay, Ay, ¿por qué me tratas así? Tan buena que yo soy contigo. ¿Por qué me haces esto? Ay, Ay, me vas a matar. Ay, Ay, me asfixio, me asfixio.”

La llamada era desgarradora. Doña Juanita llamó a Jonathan Correa, primo hermano de Yexeira, para que siguiera escuchando lo que decía la llamada. Doña Juanita pensó, en un principio, que la llamada era de su hija Iris, pero luego supo que se trataba de su nieta. Jonathan llegó hasta la a casa de Doña Juanita, vio el teléfono descolgado y cuando lo agarró, escuchó unas voces. Jonathan escuchó a Yexeira gritando;

 “Tú me tienes cansada, tú eres un abusador y que no le tienes que faltar el respeto a mami”. Jonathan escuchó lo que a su entender era la voz de Roberto diciendo a Yexeira que bajara la voz. Luego escucho como un golpe y escuchó a Yexeira pidiendo en varias ocasiones que la llevaran a su casa entonces la llamada se cortó. 

Al otro día Iris llamó a a su hija Yexeira entre las 9:30 a 10:00 de la mañana. Yexeira le dijo que iba con Roberto hacia Bayamón a hacer unos trabajos de tapicería y luego le dijo susurrando; “No puedo hablar ahora cuando yo llegue a casa esta noche yo te llamo, espera mi llamada, que yo te llamo”.

Esa noche Yexeira llamó a su madre muy contenta y le dijo que iba a hacer unas prácticas de baile con unos nuevos artistas. Iris le preguntó a Yexeira

Iris - “Oye ¿Qué tú me ibas a decir esta mañana? 

Yexeira - “Ah, sí, sí, sí yo voy a bailar con unos artistas, Roberto está aquí. 

Iris – “Ah pues está bien y entonces ¿esos artistas, cuando empiezas? 

Y – “Bueno si Dios lo permite mañana” 

I – “Ay mamita pues que bueno, yo estoy contenta”

Y - “Roberto está a mi lado”, 

I – “A pues está bien mi amor, cuídate” 

Ese mismo día, más temprano, Yexeira llamó Jason Olmo para decirle que lo iba a buscar para que abriera su tienda porque se iba con Roberto a hacer unas diligencias. Jason se quedó esperándola y Yexeira nunca pasó por él. Días antes Yexeira lo había llamado para pedirle el teléfono de la persona que hacía mudanzas, porque ella se quería mudar de donde vivía.

Yexeira también habló ese día por teléfono con su amiga Lourdes Torres para decirle que la recogería al otro día en su casa a las 7:00 de la noche para ir juntas a una academia de baile en Guaynabo. 

El 25 de octubre Lourdes llamó a Yexeira por la tarde, pero que su celular estaba apagado.

El 25 de octubre al mediodía llegaron unos suplidores a la tienda de Yexeira. Israel Serrano quien trabajaba en la tienda llamó a Yexeira, pero no la consiguió. Entonces llamó a Roberto y él le dijo que Yexeira se había ido con una amiga a una práctica en un auto color verde. Israle le pidió a Roberto que cuando Yexeira llegara que se comunicara con él. Como a la hora, volvió a llamar a Yexeira y a Roberto, pero no los pudo conseguir. Al día siguiente, preocupado, Israel fue varias veces hasta la casa de Yexeira y Roberto en Carolina acompañado de la madre y la hermana de Yexeira. Llamaron, pero nadie les contestó. Le preguntaron a los vecinos si la habían visto. Pero nadie la había visto.

La hermana de Yexeira llamaba a su teléfono insistentemente pero el mismo sonaba y sonaba hasta que salía la grabación del buzón de voz. 

El 30 de octubre de 2011, La madre de Yexeira le envió unos mensajes de texto a Roberto y él  la llamó. Cuando contestó el teléfono Roberto le dijo en un tono hostil y agresivo;

 “Iris yo no quería que las cosas fueran así, Yexeira tiene que aprender a respetar y si le pasó algo, bien merecido lo tiene”. “Ella tenía que aprender a respetar”. 

Roberto llamó de nuevo a la madre de Yexeira y ella le pasó el teléfono a Israel. Roberto le dijo;

“y qué tú harías, si, si, tu pareja o tu mujer te faltara el respeto”. 

Israel no respondió nada, solamente le decía a Roberto que por favor le dijera en dónde estaba Yexeira. Sin embargo, Roberto nunca le contestó la pregunta y le dijo que se iba para Chicago esa misma tarde. Israle le dijo Roberto que no se podía ir hasta que Yexeira apareciera y le pidió que se encontraran para hablar y buscarla, pero Roberto enganchó el teléfono y nunca más contestó las llamadas.

 Desesperada la madre de Yexeira acudió al cuartel de la Policía de Puerto Rico en el municipio de Carolina para informar que su hija, se encontraba desaparecida. La madre de Yexeira le informó al agente José González Santana que desde el 24 de octubre del 2011 no tenía comunicación con ella y le dio al agente una descripción física de su hija, la dirección de la casa donde vivía en Villa Carolina y otros detalles pertinentes. Además, le dijo que Yexeira mantenía una relación sentimental y convivía con un ex policía llamado Roberto Quiñones, quien tenía antecedentes por violencia doméstica y por violación a la Ley de Sustancias Controladas. 

La madre de Yexeira también le indicó al agente que llevaba varios días tratando de contactar a Yexeira y a Roberto, pero ninguno de los dos contestaba sus llamadas pero ese día, al fin logró comunicarse con Roberto, y él de manera hostil le dijo que no sabía nada de Yexeira, que ella lo había dejado, que se había ido en un vehículo color verde y que se iba para Chicago ese mismo día. El Agente González fue al aeropuerto Luis Muñoz Marín para corroborar si en alguno de los vuelos hacia Chicago había registrado algún pasajero bajo el nombre de Roberto Quiñones o de Yexeira Torres, sin embargo, no apareció el nombre de ellos registrado en ningún vuelo. Luego fue a la casa de Roberto Quiñones en Villa Carolina, pero no encontró a nadie en la residencia. Los vecinos le dijeron al agente que no los habían visto. Al no poder dar con el paradero de Roberto ni de Yexeira el agente González procedió a hacer una querella de persona desaparecida. El caso fue asignado a la Agente Lorimer Aquino de la División de Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Especializadas de Carolina. La madre de Yexeira habló con la Agente Aquino y le confirmó que la última vez que supo de su hija fue el 24 de octubre, que se día Yexeira le dijo que se encontraba con Roberto y que iban hacia Bayamón a realizar un trabajo de tapicería en la guagua de Roberto, una van Ford Econoline blanca del 1993, la cual tenía unos rótulos que decían “Custom Seats”. El auto de Yexeira, una Jeep Compass, estaba dañado y se encontraba en la marquesina de la residencia en Villa Carolina. La Agente Aquino realizó varias gestiones para tratar de localizar a Roberto y a Yexeira, pero tampoco tuvo éxito, entonces verificó el sistema de datos del Departamento de Transportación y Obras Públicas para ver si había una van blanca registrada a nombre de Roberto Quiñones. Al verificar pudo confirmar que esta información era cierta. La Agente Aquino procedió a ponerle un gravamen de persona desaparecida al auto de Roberto. 

El 7 de noviembre de 2011, la Agente Aquino fue hasta la residencia donde convivía Yexeira Torres con Roberto acompañada de la madre, del padre y de la hermana de Yexeira además de varios agentes de la policía con el propósito de encontrar cualquier evidencia o pista que me arrojara luz sobre el paradero de Yexeira. Con la autorización de la madre de Yexeira. Al entrar a la casa se percataron de que las pertenencias de Yexeira estaban todas regadas, la lavadora y la secadora no estaban en la residencia, no estaba el perro ni los santos de Roberto ya que supuestamente él practicaba la santería.  En la casa tampoco se encontraron las pertenencias y artículos personales de Roberto. 

La Agente Aquino notó que en una de las habitaciones había un cepillo tipo “blower” encima de la cama y una cartera pequeña. Dentro de la cartera había documentos personales de Yexeira, tales como, su pasaporte, su licencia de conducir, su tarjeta de débito, la tarjeta del plan médico y varios recibos de compra.

Debido a que la madre de Yexeira había indicado que Roberto posiblemente se encontraba en Chicago la agente Aquino logró comunicarse con la madre de Roberto Quiñones quien vivía en los Estados Unidos. La madre de Roberto confirmó que su hijo se encontraba allá y la agente le indicó que necesitaba comunicarse con él lo antes posible con relación a la desaparición de su novia.

 El 8 de noviembre del 2011 Roberto Quiñones llegó hasta la comandancia de Carolina y le indicó a la agente Aquino que su relación con Yexeira había terminado y que por eso se había ido a vivir con su mamá a Chicago, pero que él no estaba huyendo ni escondiéndose de nadie. Durante la entrevista Roberto les indicó a los agentes que había regresado el día anterior y que durmió dentro de su guagua porque no tenía a donde quedarse. La Agente Aquino le informó que su vehículo tenía un gravamen de persona desaparecida y por lo tanto tenía que ocuparlo como parte de la investigación. Roberto les indicó a los agentes que su guagua se encontraba en el Carolina Shopping Court. La agente le pidió que buscara el vehículo, pero Roberto le indicó que no quería exponerse a la prensa que se encontraba afuera de la Comandancia. Se le preguntó entonces si uno de los agentes podía buscar la guagua en el centro comercial y traerla al estacionamiento de la Comandancia. Roberto dijo que no había problema y le entregó las llaves de la guagua a un Agente de apellido Pérez Maysonet. Luego de que el agente salió a buscar la guagua de Roberto se le dijo que había una querella en su contra por apropiación ilegal y se le entrevistó por un par de horas sobre este asunto. Al terminar la entrevista Roberto y los agentes Aquino y Pérez Maysonet caminaron hasta donde estaba la guagua para realizar el registro correspondiente. Los agentes se percataron de que el marbete de la guagua era falso y procedieron entonces a leerle sus derechos debido a que esto es un delito. El Departamento de Transportación y Obras Públicas certificó luego que el marbete era falso. Luego de leerle las advertencias Roberto le pidió a la agente Aquino que lo dejara sacar algo de la guagua. Al abrirse la puerta del pasajero la agente se percató que dentro de la guagua había un llavero de correa color azul con letras blancas que leía Caribbean Self Storage. La agente gestionó una “subpoena” o solicitud de información a la compaña para confirmar si Roberto Quiñones tenía algún espacio de almacenamiento alquilado. La compañía le dijo a la policía que en efecto Roberto tenía 2 espacios de almacenaje en su compañía por lo que solicitaron una orden de registro. Varios agentes de la policía y una abogada de Roberto participaron del registro de sus almacenes. Allí se encontró ropa, máquinas de coser, herramientas de tapicería, unas esposas, una de placa de la Policía de Puerto Rico, una baqueta, un rifle, documentos personales de Roberto y un portafolio con fotos de Yexeira. Además, se encontró un chaleco antibalas robado que pertenecía a la División de Operaciones Tácticas de Carolina. 

Cuando el negociado de Ciencias Forenses examinó más a fondo la guagua de Roberto Quiñones, se detectaron manchas de sangre que no se podían ver a simple vista. Los rastros de sangre mostraban como si se hubiera arrastrado un cuerpo desde la parte de al frente de la guagua hasta la parte de atrás. Debido a esto Roberto Quiñones fue declarado oficialmente sospechoso de la desaparición de Yexeira Torres.

Roberto Quiñones fue citado al Tribunal de Carolina el 15 de noviembre, pero nunca llegó a su citación por lo que fue declarado fugitivo y se le se le radicó en ausencia un cargo por apropiación ilegal agravada por el chaleco antibalas robado y otro por la falsificación del marbete de la guagua.

La policía luego se enteró de que Roberto Quiñones se había ido de Puerto Rico el 11 de noviembre. 

El 4 de diciembre Roberto fue arrestado en el aeropuerto John F. Kennedy de Nueva York tratando abordar un avión con una identificación falsa entonces fue extraditado a Puerto Rico el 16 de diciembre y fue ingresado en la Cárcel Regional de Bayamón. En el juicio por estos delitos fue encontrado culpable por falsificación del marbete de su guagua y por el robo del chaleco antibalas de la Policía de Puerto Rico y sentenciado a 3 años de cárcel.

Estando en la cárcel de Bayamón, Roberto Quiñones le confesó a Luis Joel Rodríguez, quien era su compañero de celda haber matado a Yexeira Torres. Luis contó que también escuchó en una ocasión a Roberto decirle a otro confinado; 

“No tienen na, no tienen na” “no tienen na y no va aparecer, no va aparecer”. “Tú te crees que por unos por los chipotazos de sangre ellos me van a poder encontrar culpable”

El 6 de agosto del 2012 Roberto fue acusado formalmente de asesinato en primer grado y destrucción de evidencia y el 21 de agosto la jueza Ana Dinora Suárez, del Tribunal de Carolina, determinó causa para su arresto. El arresto de Roberto fue necesario ya que él se encontraba preso en la cárcel de Bayamón.